La esclavitud moderna y su aplicación siniestra bajo reformas dudosas aprobadas en medio de la crisis del Covid-19

La oscuridad económica se cierna sobre el mundo, si en algún momento observamos la luz al final del túnel de la actual pandemia, sólo será para adentrarnos a otra tormenta, la de una recesión mundial que amenaza con poner a muchos países en riesgo de hambruna extrema, nos dirigimos hacia esa realidad lentamente, y parte de la culpa son las medidas que se están tomando para sobrellevar la crisis en pequeños países a base de la doctrina “perjudicar para luego beneficiar”, todo esto entró en vigencia junto con leyes que no son admisibles para la gran mayoría de las poblaciones, pero que si las deducimos, se entienden cómo la capacidad de darle todo el poder junto con la prioridad a los entes políticos y económicos más fuertes de una determinada nación para que estos tengan potestad absoluta a cerca del destino inmediato de los trabajadores, para que así ninguna empresa se encuentre envuelta en problemas serios a corto o mediano plazo, ya que estás leyes ponen toda la fe en la gente con dinero, para que todo dependa de su voluntad frente a la crisis o cómo se desarrolle el panorama estadístico-económico, ya sin sindicatos de protección para los trabajadores o sin si quiera una voz que pueda hacer frente a los evidentes casos de abusos y explotación por parte de quiénes quieren ver sus riquezas más infladas, sin saber si parte de sus riquezas la usarán para mover el motor económico de la nación que les protege sus malas mañas. Es triste, porque si los vemos desde los ojos del costumbrismo, entendemos a estás leyes como una forma de esperanzarnos de los que más tienen a costa de sus voluntades y no mediante sus obligaciones como ciudadanos.

Desde la disminución de los sueldos de manera decrépita, junto con la reducción de horas de trabajo y hasta recortes bien grandes en la educación, son unos de los tantos factores que me han llevado ha concluir que esto tiene consecuencia en la implementación sistemática de la esclavitud moderna, hostigamiento laboral tan leve pero progresivo que en el pasado hacia creer a los obreros que las faltas que cometían los dueños en las empresas que trabajaban eran aceptables, cómo disminuirles los sueldos pero darles más horas de trabajo, crear sanciones sin razones fuertes, amenazas de despidos si existían divergencias por parte de alguien del personal, esto mismo han llevado a hacerles creer a quiénes llevan las riendas de la economía y la política que pueden tomar decisiones drásticas sin que tenga una repercusión social enorme, todo porque en letras pequeñas se entiende que desde siempre han buscado la protección y la prosperidad sólo para ellos.

Sobre sus manos se cierna el daño, el mal, la ineptitud. Cuando quieren aprobar sus leyes que quitan protección a la gente de a pie pero benefician a los entes empresariales, siempre excusan que todo es por el daño que ha causado el Covid-19, cuando lo cierto es que estás economías ya venían fallando décadas por las mismas recetas de siempre, pero sobre todo no tiene sentido castigar a la gente de a pie con quitarles sus derechos laborales, ya que todos estos países tenían conocimientos del Covid-19 meses antes que los afectará, todos vimos los titulares de lo que ocurría en China, pero a pesar de esto decidieron mirar hacia otro lado y menospreciar el daño real del virus, aunque para ser honesto, la recesión en estos países era inminente sólo que la pandemia aceleró eso. Y sí, son necesarios ciertos tipos de recortes, porque todo ámbito productivo se ha visto afectado, pero no es lo mismo hacer recortes necesarios en ciertos ámbitos, que quitarle las libertades laborales a cada persona y proteger a quiénes nunca han tenido necesidad porque han gozado de prosperidad económica en el pasado. Ya llegará el momento en que la historia los juzgará, porque sobre los jóvenes cae el conocimiento y la capacidad de ya no confiar en el populismo nunca más. y en un futuro más noble, las malas gestiones políticas podrían ser contadas sólo como historias de terror.

Publicado por Néstor Est.

Escritor, Geek, humanista, amante del arte contemporáneo, ciencia y astronomía. Con conocimientos absolutos en diseño audiovisual, cloud computing, fundamentos de marketing y economía.

Un comentario en “La esclavitud moderna y su aplicación siniestra bajo reformas dudosas aprobadas en medio de la crisis del Covid-19

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu página web en WordPress.com
Empieza ahora
A %d blogueros les gusta esto: